Descubre el Ford Mustang 2018, más emoción sí es posible

Mustang

Una nueva evolución del deportivo americano por excelencia asoma para curiosidad y asombro de millones de seguidores. El Ford Mustang 2018 se propone multiplicar las sensaciones de conducción, y ofrece numerosas posibilidades de personalización. ¿A que ya lo quieres?

Cada vez que los diseñadores e ingenieros de Ford deciden renovar un icono de la automoción como es Mustang se encuentran ante un reto de proporciones gigantescas. ¿Cómo no defraudar a un público tan exigente, masivo y entregado? ¿Cómo volver a superar una legendaria historia con más de medio siglo de existencia? Afortunadamente, los encargados de tamaña responsabilidad lo han vuelto a hacer. El Ford Mustang 2018 cumplirá las expectativas de los fanáticos, y seguirá sumando nuevos fieles (ya es el deportivo más vendido del mundo) gracias a una serie de mejoras que afianzan su potente imagen y refuerzan la emoción de conducirlo.

Aunque los cambios que afectan a la experiencia de conducción son de mayor calado que las modificaciones estéticas, estas últimas son apreciables. El nuevo Mustang tiene un aspecto más robusto y atlético, con un capó rediseñado y más bajo, en el que se han recolocado las rejillas de ventilación para dar más sensación aerodinámica. También la calandra ha sido redimensionada, lo que unido a unos grupos ópticos compuestos solo por luces LED (por primera vez en el Mustang) aumenta notablemente la impresión de agresividad, sin que se resienta esa identidad que lo hace tan especial. Porque, en cuestión de imagen, estamos ante ‘el Mustang más Mustang’ de todos los tiempos.

¿A qué suena tu Mustang?

Pero para serlo no basta parecerlo. El Mustang es un modelo obligado a estremecer, un coche destinado a hacer aflorar sentimientos como el placer o la admiración. En ese sentido, este nuevo ‘pony car’ ofrece más motivos para poner los dientes largos a sus fans. Como la pantalla LCD de 12 pulgadas, el centro de operaciones que preside el salpicadero. O un panel de instrumentación personalizable que permite elegir entre tres modos de visualización: normal, sport y track. Además, gracias a la función Mustang MyMode, el usuario puede guardar preferencias de conducción tales como la configuración de las suspensiones o los ajustes de la dirección. Tampoco faltan ese tipo de detalles capaz de emocionar a los más entusiastas: el nuevo Mustang permite ajustar el sonido que nos llega del motor en función de los niveles de aceleración. O lo que es lo mismo, el motor rugirá a nuestro antojo. Otra pincelada de genialidad.

Otra vuelta de tuerca

Por si cabía alguna duda, el nuevo Mustang no va de farol. Es cierto que su puesto de conducción ha sido diseñado para aumentar la alucinante sensación de manejarlo, pero eso se quedaría en meras alharacas si no se confirmara con una mecánica de altura. Para rizar el rizo de la diversión al volante, los ingenieros de Ford han apostado por retoques en las suspensiones, los propulsores y la transmisión. En el primer apartado, se incorporan unos avanzados amortiguadores magnetoreológicos (solo en la versión GT) para ganar en control, mientras que se ha rediseñado el eje trasero para mejorar la rigidez lateral.

New-Ford-Mustang-Interior 1

Respecto a los motores, repite el EcoBoost de 2,3 litros de cuatro cilindros y 310 CV; sale de la gama el 3.7 V6 Ti-VCT; y debuta un renovado V8 5.0 para el Mustang GT. En cuanto a la transmisión, el cambio manual de seis relaciones con doble embrague ha sido remozado completamente. Además, el nuevo Mustang equipará, como opción para ambos motores, un cambio automático de 10 velocidades que optimiza la respuesta de aceleración desde el mismo arranque. Otra virguería que añade eficiencia y mejora el rendimiento dinámico.

El nuevo Ford Mustang 2018 no solo será el más atractivo y evolucionado de la historia. También será el más seguro gracias a la incorporación de varios sistemas de asistencia al conductor, como el de Pre-Colisión con detección de peatones, el de alerta de distancia de seguridad o el asistente activo del cambio de carril involuntario. Además, como novedad, se ofrece Ford SYNC Connect con Ford Pass, que permite realizar varias funciones de forma remota (apertura, arranque, localización, etc).

Pasión naranja

Por último, siguiendo el espíritu de personalización con el que Ford ha querido impregnar al nuevo Mustang 2018, los compradores de esta nueva tendrán la oportunidad de elegir entre una extensa gama de colores. De ellos, hay uno que ya ha despertado el apetito de los seguidores de este mítico modelo. Se trata del ‘Naranja furia’ con el que fue presentado, y que luce en las fotos que acompañan a este texto. También el interior será altamente personalizable, con diferentes materiales, motivos y colores a elegir en la tapicería.

El Ford Mustang 2018 tardará aún unos meses en llegar a los concesionarios. Mientras tanto, si después de leer esto y deleitarte con las fotos tienes claro que necesitas imperiosamente uno, puedes descontar los minutos decidiendo cómo quieres que sea el tuyo. Muy mal se tiene que dar para que no dejes a todos con la boca abierta.

ford_mustuang_730x188-05

Descubre aquí el Nuevo Ford Mustang Descarga tu catálogo Entra y configura tu Ford